Valve trabaja en el desarrollo de juegos en Realidad Virtual


Valve siempre es fuente de sorpresas. Una pequeña empresa que se ha convertido en un gran estudio a golpe de éxitos y de innovación. Desde el primer ‘Half-Life’ hasta juegazos como ‘Portal’ o innovadoras plataformas de venta como Steam.

Y ahora trabajan en introducir a la Realidad Virtual en el mundo de los videojuegos. Pero no será fácil. De momento, los desarrolladores se han encontrado con más problemas que soluciones. A continuación vamos a repasar el estado de la cuestión.

Un desconocedor del tema lo primero que se preguntaría sería: ¿Cuáles son los problemas que presenta la realidad virtual? Y la respuesta llegaría enseguida, porque sería lógica: representar la realidad con exactitud. Es decir, que el problema serían los gráficos, el nivel de inmersión.

Sin embargo, estamos equivocados. El problema principal tiene un nombre: latencia.

El problema de la latencia

La latencia ocurre cuando, al realizar un movimiento, este movimiento no se representa instantáneamente en pantalla. Por ejemplo, ocurre con Kinect. Movemos la mano y no siempre es inmediata la reacción del juego.

En casos como un posible juego que funcionara a partir de la Realidad Virtual, sería necesario reducir al máximo la latencia. El reto sería el siguiente: conseguir que nuestra cabeza, al girar de golpe hacia un lado, reproduzca en el juego el giro en el mismo y exacto momento, para que no sintamos que vamos con retraso, que lo que vemos no corresponde con la realidad.

Para solucionarlo se han diseñado varios sistemas, como por ejemplo el Oculus Rift, un dispositivo de realidad virtual que supera el problema de la latencia bastante bien. De manera que sólo será cuestión de tiempo que se solucione.

Y Valve, según hemos sabido, nos ofrecerá los primeros resultados perfectamente jugables y comerciales en el plazo de pocos años. Esta misma década, sin duda alguna.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.