Polémica: ‘Eve Online’ sufre un robo masivo por estafa piramidal

Share on Facebook0Tweet about this on Twitter0Share on Google+0


‘Eve Online’ es uno de los simuladores espaciales más conocidos de la actualidad. No sólo es el de mejor calidad, sino que, también, atesora el mayor volumen de usuarios en este tipo de juegos de naves espaciales en combate. Dentro de su mundo persistente online existe
dinero real y existen, asimismo, bancos que lo manejan.

Y, tal y como ocurre en la vida real, hemos asistido estos días a un auténtico robo de depósitos bancarios que ha desplumado a muchos jugadores. Se calcula que cerca del 8% del flujo monetario de uno de los bancos ha sido estafado. A continuación, todos los detalles.

EBank es uno de los bancos virtuales de ‘Eve Online’. Estos días ha salido a la palestra debido al expolio de cerca de 200 mil millones de kredits, la moneda del juego. El responsable de semejante desfalco ha sido el jugador Ricdic, el ejecutivo principal del banco.

Este hombre ha convertido el dinero virtual en dinero real, de manera que ha ingresado en su cuenta real cerca de 3.600 euros. Dicho robo provocó, de inmediato, una reacción en cadena: muchos usuarios empezaron a retirar el dinero de EBank. De ser un banco real, la situación hubiese sido muy dramática.

Declaraciones del ladrón y expulsión del juego

Dicho robo se produjo hace poco más de un mes, pero no se han desvelado los detalles hasta hoy. Ricdic es un joven australiano de 27 años. Su robo equivale al 8% de los depósitos totales del banco. Estas han sido las declaraciones del propio Ricdic:

No estoy nada orgulloso, por eso no me he jactado de ello. Pero sabes, si tuviese que hacerlo otra vez, probablemente elegiría la misma forma si estuviese en la misma situación.

Con el dinero que recaudó de forma fraudulenta, Ricdic pagó facturas médicas y el depósito de una casa. Naturalmente, el juego ha sido expulsado del juego. Lo curioso es que no ha sido expulsado por robar dinero, sino por convertir dinero virtual en dinero real, algo prohibido por los estamentos del juego.

En fin, historias de ficción para no dormir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *