El futuro de la industria del videojuego: Playstation 4 y Xbox 720


Hay gente afortunada que ya conoce lo que ocurrirá en el futuro. Nosotros, simples mortales, lo único que podemos hacer es realizar tareas de espionaje para tratar de conocer lo que vendrá próximamente en el mundo de las consolas.

Pero hoy hemos conocido nuevos datos e indicios sobre el futuro del videojuego y sobre las consolas Playstation 4 y Xbox 720 de la mano de Frank Gibeau, responsable de Electronic Arts. Palabras fiables que nos permiten soñar en un futuro maravilloso para el mundo del videojuego.

Así ha sido. Durante la Gamescom 2012, el presidente de EA Labels, Frank Gibeau, ha hablado del futuro del videojuego. Lo primero que destaca de su intervención ha sido una afirmación interesante: según él, en diez años el mundo del videojuego no tendrá nada que ver con lo que es hoy. Cree que ya se están produciendo cambios fundamentales a nivel de tipos de juegos y jugabilidad (por ejemplo, cree firmemente en el free-to-play), pero también a nivel de posibilidades gráficas.

De hecho, Gibeau afirmó que ya ha visto la nueva Playstation 4 y la nueva Xbox 720, y que estas máquinas ofrecerán una potencia gráfica nunca vista y variantes en la jugabilidad que se encaminan en la senda de la interactividad.

No sé si se llamarán así, pero las he tenido delante y he podido comprobar que existen. Nosotros vamos a invertir mucho dinero en desarrollar nuevos juegos en estas plataformas.

Según indicó, Electronic Arts va a gastarse cerca de 80 millones de dólares en desarrollos para la nueva generación de consolas.

En cuanto al futuro de los juegos, ya lo hemos apuntado: apuesta de manera firme por el free-to-play como mercado potencial y de futuro, en el que, según sus cálculos, en breve estarán involucrados más de dos billones de personas. Este modelo consistirá en el poder jugar una aplicación de forma gratuita y en el poder comprar accesorios para mejorar los personajes, avatares, etc.

Estas afirmaciones son, como mínimo, arriesgadas. Siempre hemos creído que los juegos free-to-play desvirtúan el concepto original de videojuego. Tener que pagar cada cierto tiempo convierte la idea de un videojuego en algo parecido a una máquina tragaperras, y eso no nos gusta. ¿Qué pensais al respecto?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.