Playstation 4 no requerirá conexión a Internet ni bloqueará juegos de segunda mano


Por si no había quedado claro, Sony ha dado algunas pistas más de cómo será su futura consola, Playstation 4, en lo referente a los aspectos más polémicos que se llevan mucho tiempo comentando en la red.

Se ha confirmado que no requerirá conexión a Internet permanente y que los juegos de segunda mano estarán plenamente disponibles. Los chicos de Microsoft lo tienen crudo, visto lo visto. A continuación descubrimos la situación de ambas consolas.

Xbox One, la competidora de Playstation 4, ha estado en el punto de mira en las últimas semanas debido a las informaciones sobre una posible conexión obligatoria a la red. Además, parece ser que el mercado de segunda mano estará obstaculizado. Estas informaciones no han sido confirmadas pero tampoco -y esto es lo grave- han sido desmentidas.

Afortunadamente, Sony sí está siendo clara al respecto. En febrero Shuhei Yoshida, vicepresidente de Sony Worldwide Studios, anunció que los juegos de segunda mano no se bloquearían. Por otra parte, se dejó caer que la conexión a Internet no sería obligatoria.

Confirmación definitiva

Así pues, ahora que se han presentado las dos consolas que competirán por el mercado de videojuegos futuro, el medio norteamericano Kotaku ha querido aclarar cuál será la situación final respecto a los puntos más polémicos. Sony ha sido tajante:

No vamos a ofrecer ningún tipo de aclaración adicional más allá de lo que dijimos junto con el anuncio de la consola. Si algo cambia, lo haremos saber.

Desde luego, es un gran alivio para los aficionados. Ahora queda por aclararse el futuro de Xbox One. Eso sí, si la conexión a Internet va a ser permanente y los juegos de segunda mano van a estar prohibidos, la consola de Microsoft lo tendrá muy, muy difícil.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.