‘Civilization V: Cambia el mundo’, análisis y crítica


‘Civilization V: Cambia el mundo’ es la segunda expansión para ‘Civilization V’, uno de los juegos de estrategia más exitosos de los últimos tiempos. Con él puedes crear una civilización entera en un simulador económico, social y bélico por turnos.

Y con esta expansión, ‘Civilization V: Cambia el mundo’, el equipo de desarrollo liderado por el mítico Sid Meier ha querido perfeccionar el juego incluyendo un nuevo aparato diplomático, unidades, edificios y mecánicas como el turismo o la arqueología. A continuación, analizamos todas las novedades.

En la beta jugable de ‘Civilization V: Cambia el mundo’ pudimos probar tan sólo un escenario, pero fue suficiente para calibrar todas las novedades. Nos situamos en plena Guerra Civil Americana y allí dirigimos un choque entre Washington y Richmond. Ocho niveles de dificultad y, para el caso, una mecánica de juego muy directa.

Lo que destaca en esta nueva expansión, sobre todo, son las nuevas posibilidades diplomáticas. Nada más empezar la partida y tras asentar algunas ciudades, podremos crear las primeras rutas comerciales, otro elemento mejorado. Ahora, si somos una nación pacífica no tendremos por qué vernos envueltos en guerra. Así lo prueba la inclusión de un Congreso Mundial, de conflictos culturales y de un sistema de comercio internacional que servirán, los tres, para poder expandirnos como civilizaciones pacíficas.

Así, la cultura se dividirá en dos tipos: defensiva y ofensiva. El primero se basará en la construcción y el desarrollo económico. El segundo se basa en la exportación, el turismo y otros mecanismos más agresivos y expansionistas. Es decir, nuestras glorias las daremos a conocer a nuestros rivales y eso los debilitará.

En esta nueva entrega se suman 9 facciones inéditas. Junto a las ya existentes, formarán parte de un Congreso Mundial donde se negociarán propuestas de diversa índole. El poder de nuestro país determinará la cantidad de votos de que disponga, como en la ONU.

Expansiones compatibles

Por otro lado, aquellos que ya disfrutaron de ‘Civilization V: Dioses y reyes’, la primera expansión del juego, no perderán las posibilidades de aquel add-on. Ambas expansiones son plenamente compatibles. Así que el sistema de espionaje y la estructura religiosa permanecerán inalterables. Eso sí, se perderán las facciones incluidas en aquella expansión.

Con todo ello, ‘Civilization V’ con todas sus expansiones es un juego que ha alcanzado una madurez y una profundidad más que notable. Sin duda, un clásico contemporáneo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.